24 de junio de 2024

Maturín News

Diario de Maturín, estado Monagas. Comprometidos con la verdad

Afectados por explosión en Caño de Los Becerros acudirán a la Fiscalía General

Una comisión conformada por los afectados de la explosión ocasionada por varios cilindros de gas doméstico en la población de Caño de Los Becerros, en el municipio Piar de la entidad monaguense, acudirán ante la Fiscalía General de República para denunciar la desasistencia por parte de las autoridades regionales.

Una comisión conformada por los afectados de la explosión ocasionada por varios cilindros de gas doméstico en la población de Caño de Los Becerros, en el municipio Piar de la entidad monaguense, acudirán ante la Fiscalía General de República para denunciar la desasistencia por parte de las autoridades regionales.

El abogado y asesor jurídico Luis Díaz, informó al equipo de Maturín News, que debido al olvido y el no cumplimiento por parte de la Gobernación de Monagas y la empresa Gasmaca, los afectados de la tragedia que conmocionó a la población el pasado 28 de diciembre, del 2020, conformaron una comisión que viajará hasta Caracas para entregar un documento donde plasman su descontento.

Díaz, indicó que también irán hasta la Asamblea Nacional (AN), para introducir ese mismo documento ante la Comisión de los Derechos Humanos.

Los afectados no han recibido más ayuda gubernamental

“Dos años y ocho meses desde aquella tragedia, dónde fueron 42 personas que sufrieron quemaduras en su cuerpo, algunas leves y otras graves, que incluso le ocasionaron la muerte a nueve de esas víctimas, entre ellos niños. Ha pasado este tiempo, y ningún ente ha cumplido lo prometido, debido a que este suceso se suscitó por la mala prestación del servicio de la empresa Gasmaca”, expresó el abogado.

Asimismo, el asesor jurídico de los afectados, señaló que ya han agotado todas las instancias debido a que han llevado informes ante la Procuraduría, la Defensoría del Pueblo y la Fiscalía del Ministerio Público pero no han recibido respuestas alguna.

“Hasta la fecha, la Fiscalía Pública del estado, no tiene los informes conclusivos de esta situación, ni siquiera el informe de los bomberos lo tienen a la mano, porque la última vez que estuve solicitando información para ver cómo iba el caso no supieron darme respuesta. Es impresionante saber que ni siquiera lo redactado por una comisión nacional del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), que vino a conocer del caso está en la Fiscalía”, aseguró Díaz.

Ante esta situación, Luis Díaz informó que él junto a otros abogados se encuentran preparando una acción legal contra la empresa Gasmaca y la Gobernación.

¿Qué les prometió el Gobierno regional a las familias afectadas?

Un sin fin de beneficios que nunca llegaron a la población, fueron prometidos para quienes residen en Caño de Los Becerros, municipio Punceres, por parte del Gobierno regional que se encontraba de turno en el año 2020.

Servicio de agua, construcción de 14 viviendas, entre ellas, la casa representante de la UBCH que quedó completamente destruida por la explosión, la reparación de un Centro de Diagnóstico Integral (CDI), alumbrado, casa de alimentación, aires acondicionados, entre otras cosas, fue lo prometido pero sólo quedaron en promesas que nunca se transformaron en realidad.

El Gobierno les prometió villas y castillos

Los primeros meses luego de la tragedia, la empresa Gasmaca hizo entrega de algunos medicamentos e insumos médicos para la cura y el tratamiento de los 42 pacientes, entre ellos los 11 fallecidos, pero eso no duró mucho, por lo que familiares y algunos quemados realizaron protestas para presionar a las autoridades y hacerlos cumplir con lo prometido, pero por lo visto no fue suficiente.

Durante la hospitalización de las víctimas, Organizaciones No Gubernamentales (ONG), comunidades, entre otros, activaron una campaña para recolectar insumos y medicamentos que sirvieran de apoyo.

Historia de la explosión en Caño de Los Becerros

Eran, aproximadamente, las 3:00 de la tarde de aquel 28 de diciembre del año 2020, toda la comunidad estaba emocionada porque iban a hacer atendidas con la distribución de gas doméstico, que para ese año estaba escaso.

Los lugareños llevaron sus bombonas hasta la casa de la representante de la UBCH, dónde concentraron 168 bombonas, pero una de ellas estalló lo que generó una cadena de explosión. Las llamas de aquel siniestro logró alcanzar a 42 habitantes, ocasionándoles heridas, algunas leves y otras graves que le ocasionaron la muerte a 11 personas, entre ellos niños.

Los gritos por el dolor ocasionado por las quemaduras se escuchaban en cada esquina de Caño de Los Becerros, el sufrimiento de algunas madres al ver el cuerpo de sus hijos prendidos en llamas era desgarrante, mientras que el resto de la población hacía hasta lo imposible para ayudar.

Pasaban los segundos, minutos y horas y para las víctimas el tiempo no pasaba. Los motores de los vehículos particulares se escuchaban para movilizar a los heridos hasta los centros de salud ante la falta de ambulancia en ese año.

Marcas que quedaron en la piel y los recuerdos de quienes vivieron la tragedia

Un zumbido y ardor en la piel era lo escuchaban y sentían los quemados durante el traslado al hospital.

En la Emergencia del Hospital Universitario “Dr. Manuel Núñez Tovar”, de Maturín, todo señalaba que iba a ser un día normal, pero este escenario cambió cuando ingresaron los pacientes, los médicos y enfermeras corrían para atender a los quemados.

Todo se salió de control cuándo acudieron al área de medicamentos e insumos para aplicar analgésicos, alcohol y gasas para limpiar las heridas, y resulta que no había.

Esta tragedia que para muchas familias de Caño de Los Becerros, se transformó en una pesadilla, y que quedó marcada en la piel y recuerdo de quienes la vivieron aún no ha culminado, pues llevan en sus corazones el sentimiento de sus fallecidos quienes serán recordados por siempre.

Redacción: Gabriel Brito Piñango//Maturín News // Fotos: Cortesía

Gabriel Brito Piñango
Gabriel Brito Piñango

Periodista